lunes, 20 de octubre de 2008

Halloween (I) : Pumpking carving

Si hay una fiesta típica en Canadá y en Quebec (y en general, en todos los países de la Commonwealth y los USA) y que aún no ha sido exportada a España (o al menos, no con la pasión con la que se celebra aquí), es Halloween.

Como buena fan de las películas de Tim Burton (bueno, no de la última), Halloween es mi fiesta preferida, quizá por ese exotismo que tenía para mí al principio, pero por muchas otras cosas: es una fiesta de origen pagano -como lo son la mayoría de las de nuestro calendario-, pero con la diferencia de que esta fiesta ha conservado su sabor pagano. El "maquillaje cristiano" que ha cubierto todas las demás fiestas no la ha tocado. También es una celebración asociada a la naturaleza, al paso de las estaciones, a alejar un poco la murria que nos entra cuando entramos en la parte más fría y oscura del año.

Otras cosas que me gustan de esta fiesta: el 31 de octubre todo el mundo se disfraza, (la gente se disfraza en la oficina, en las escuelas, los camareros en los restaurantes...) la ciudad también se disfraza, la gente en Montreal decora el exterior de sus casas, disfrazándolo de decorado de película de terror, de mansión encantada, de gruta de la bruja. Y es uno de esos días en los que incluso una gran ciudad como esta adquiere un ambientillo de pueblo, con todos esos chavales que se pasean llamando a las puertas del vecindario.

Una parte "obligatoria" de la decoración son los faroles hechos con calabazas, las jack-o'-lanterns. En el campo hay granjas a las que las familias pueden ir con los niños y elegir sus calabazas para esculpirlas en casa.


A Alfonso siempre le gusta estar donde transcurre la acción, por muy espeluznante que sea.



Unas cuantas falsas telarañas, una vela, y... voilà! Los niños saben ahora que en esta casa abriremos la puerta a los trick-or-treaters, y que les daremos golosinas. Por cierto, la calabaza más simpática (y las fotos) son obra de Carlos, un amiguete artista.

Es la mejor época del año para volver a ver "Sleepy Hollow" (o leer el cuento de Washington Irving en el que está basada).


13 comentarios:

liuia drusilla dijo...

La calabaza bizca me ha llegado al alma, jajaja.
Al ser Salamanca ciudad universitaria meca de peregrinación para norteamericanos aprendiendo español -eso dicen, ja-... Creo que tenemos la mayor densidad de jóvenes anglófonas ebrias disfrazadas de gatitas con faldas mínimas por metro cuadrado fuera de Norteamérica -lo que es la masa continental-.
Personalmente, todo lo que sea paganismo y fiesta me parece estupendo, pero como vengan los niños a pedir a casa, les largo un par de compresas.
No sería la primera vez ;P.

La cuina vermella dijo...

Por dios que chulada!

Lupe dijo...

El gato Alfonso es totalmente precioso. Hasta hace juego con las calabazas...
Arantza, que sepas que hoy he usado con éxito tu método disuasorio para vendedores telefónicos (sonrisa siniestra, frotamiento de manos) con una criatura que me llamó para colocarme un curso de Diseño y Decoración de Interiores... Se supone que YO le voy a dar un curso de Desarrollo Sostenible en Entornos Desérticos. Le va a encantar.

D.Ruida dijo...

Desde Irlanda, también celebro Halloween con entusiasmo. Tengo una amiga que es experta en las decoraciones. Yo estoy deseando introducir la tradición de cocinar chulas de calabaza en esos días. Me da pena desperdiciar tanta carne naranja.

Iris dijo...

el año pasado experimenté mi primer pumpking carving y tengo que decir que fue espectacular tanto el hecho de escarvar y escarvar como el resultado, este año repito seguro, lo que no me gusta es que en el supermercado ahora la misma calabaza cueste tres veces más...

Giputxi dijo...

Acabo de conocerte (a través de "Cocina para impostores" pero te voto, claro que te voto, me ha encantado tu blog!

Intentaré volver a menudo.

Saludos y cuidado con el frío que ya empieza.

Arantza dijo...

Liuia: la calabaza bizca es obra de mi amiguete, que tiene musho talento.

Cuina: tú siempre piropeadora ;-). Gracias.

Lupe: Alfonso tiene muchas admiradoras en este blog, no creas. A pesar de estar gordito como una calabaza. Me laegro de ser de utilidad pública contra el telemárketing. Aquí acaban de sacar un Registro Nacional de Ciudadanos con las Gónadas Hinchadas por las Televentas, me he apuntado y parece funcionar: ahora sólo llaman asociaciones religiosas para pedirme donaciones. Y como estoy a falta de víctimas y la vena anticlerical está en plena forma, me suelto el pelo que no veas.

D.ruida: Nononono, la calabaza no se tira. Sigue leyéndome, que de aquí a Halloween daré varias recetas que pueden servirte para aprovecharla.

Iris: ah, así que la costumbre ya se ha exportado a España. ¿Y los niños pasan por las casas?

Giputxi: gracias por el apoyo, y por el voto. A mí también me gusta mucho Falsarius. Pásate por esta cocina cuando quieras.

Sara dijo...

Creo que eso de Haloween también me llegaría a encantar...

Arantza dijo...

Sara: como hasta las fiestas populares se están mundializando, no te preocupes, estoy segura de en diez añs Halloween también se celebrará allí. No sé si me gusta eso de que todos los países empiecen a parecerse tanto...

Trapu. dijo...

Wow!!!

Pues a mi como que la fiesta de Jalogüin no me dice mucho, tal vez sea por que me he vuelto anticiado, (no viejo, que eso no me creo). Pienso por aquí tenemos las suficientes fiestas y la ineventiba necesaria para tener las nuestras propias sin tener que "exportarnoslas", así mismo no veo tampoco que se pongan a celebrar el Aste Nagusia en Montreal, la Blanca en New York o los San Fermines en Burundi. Las fiesta son actos populares y expresión del sentimiento de los pueblos (aunque cada vez más sean el sentimiento pesetero de los hosteleros).
Eso sin contar con el Yankismo impicito, y que me parece un poco "gore": muertos, fantasmas, calabazas, viernes 13, tipos enmascardos con motosierras.... buffffff,,, demasiado fuerte para mi...
Un besote.

Arantza dijo...

Trapu: como le decía a Sara, no me encanta precisamente eso de que todas las fiestas y costumbres se exporten, porque me parece que el carácter de cada país desaparece poquito a poco. Pero en esta era de información, imagino que es difícil de evitar. La misma tecnología que hace que tú puedas leerme y ver mis fotos, influencia otras cosas. En cuanto al "yanquismo" de la fiesta de Halloween, te diré que los orígenes de esta fiesta no son yanquis en absoluto, de hecho existe desde mucho antes que la idea de "yanqui" o de Estados Unidos (y yo no vivo en los USA). Esta fiesta viene de Irlanda, es una costumbre pagana celta, cuya celebración se propagó más tarde al norte de Escocia, después a Inglaterra, y, evidentemente, los primeros colonos de origen irlandés se la llevaron consigo al Nuevo Mundo. Si acaso, es una fiesta anglosajona, calificativo no muy exacto, porque fue inventada en un país donde aún no se hablaba inglés.
Tras esta plasta informativa, un saludo.

La Dama Blanca dijo...

¡que preciosas calabazas!, las que he hecho éste año son con calabazas que no me gustan para decoración, era lo que había, y todo a última hora.

felíz halloween

Arantza dijo...

Dama Blanca: con mucho retraso... feliz Halloween a tí también. Un saludo.