jueves, 1 de mayo de 2008

Un desayuno saludable

Soy una gran fan del desayuno. Es mi comida preferida, y cuando no tengo ganas de cocinar, puedo almorzar o cenar cereales, o porridge, o tostadas... mmm.

Cuando vi que Ana, Mar y Bea proponían la iniciativa de publicar propuestas de desayunos saludables (porque es verdad que los ibéricos, en general, no toman mucho tiempo para desayunar), me apeteció contribuir con esta entrada.
Ellas sugieren que dediquemos las recetas a las madres, por aquello del mes de mayo, etc., etc.; yo que hice encanecer a la mía antes de los treinta más que dedicatorias lo que tendría que escribirle ahora son cheques para indemnizarla, pero bueno, va por tí, amatxo.

Tengo un grupito de amigos en Montreal que están tan ocupados como yo con el trabajo/estudios/etc., así que hemos cogido la costumbre de reunirnos al menos una vez al mes para desayunar tempranito. (La sección mexicana de este grupo no ha "cogido" la costumbre, que son chicas muy educadas, ellas han "tomado" la costumbre :-).
Es una forma muy agradable de mantenerse en contacto y empezar el día de buen humor. En torno a nuestros cafés, huevos escalfados, crêpes de frutas, nos contamos las últimas noticias y cotilleos.

Pero cuando me despierto en horario laboral canadiense, hacia las seis o siete de la mañana, mi estómago se muestra reticente y no hay manera de tragar nada complicado, no tengo hambre. No como monsieur M., que abre la boca antes que los ojos. Levantarse antes de las ocho es malísimo para la salud y va contra natura, proclamo. Un día habrá un estudio que lo pruebe.
El problema es que si no desayuno, noto la falta de carburante de una forma tremenda. Y para las once me quiero tragar toda una máquina expendedora de KitKat. O morder a mi director de tesina.
Así que en casa hemos adoptado una receta de desayuno completo, todo en un tazón. Se come fácilmente y rápido, casi sin abrir los ojos, y uno está bien alimentado hasta la hora de comer. Es nuestra versión del desayuno intravenoso, pero en más agradable. Se llama crème budwick, desayuno flower power donde los haya.



Nuestra versión (monsieur M. ha contribuido enormemente a esta receta) de la crème budwick (en el enlace podéis ver la receta tradicional, en francés):

INGREDIENTES
(Las cantidades dependen de la textura que queréis obtener, más líquido o más cremoso, depende de vuestros gustos)
  • Yogur natural (en mi caso, desnatado, pero la receta clásica es con queso fresco, tipo quark)

  • Cereales (muesli... etc.)

  • Germen de trigo

  • Semillas de lino molidas

  • Un chorrito de aceite de lino

  • Sirope de arce o miel

  • Plátano

  • Fruta fresca o congelada. Pueden ser bayas, como moras, frambuesas, arándanos... (yo tengo arbustos de frambuesas en el patio trasero, y suelo congelar para tener frambuesas todo el año) o frutas más fáciles de encontrar como pera, fresas, melocotón... a vuestro gusto.
En la batidora se baten primero las frutas troceadas (plátano incluido) y las semillas de lino molido (yo las muelo en el molinillo), con un chorrito de aceite de lino y otro de sirope, para endulzarlo al gusto. Con tanta fibra -lino, fruta, cereales- si aún andáis por la vida con cara de estreñidos después de desayunar esto, vosotros lo que necesitáis no es una dieta laxante, sino psicoterapia.

Si se quiere un desayuno de alto octanaje :-) se pueden añadir semillas de girasol (sin salar ni tostar, naturales) o de calabaza. A continuación se incorpora el yogur natural y se sigue batiendo hasta obtener una textura cremosa. Se sirve espolvoreado de nueces picadas y de germen de trigo, para una dosis extra de proteínas. Si vais a tener una jornada dura, podéis añadir vuestros cereales preferidos o un poco de muesli por encima.

Para los que pensáis trabajar descargando camiones, o como estibadores en el puerto, o estáis preparándoos para una competición de deporte rural vasco -pongamos-, coronad este desayuno de un huevo pasado por agua.

Este desayuno me ha ayudado a sobrevivir incontables jornadas horribles como profesora de adolescentes enloquecidos y ayudado a levantar a innumerables críos de primaria para que alcancen la fuente en el recreo.

La vida de superhéroe es dura. Y se afronta mejor habiendo desayunado.

Buen provecho.

20 comentarios:

Lía dijo...

Creo que probaré tu "mejunje mañanero" porque yo también soy de las que se levantan con poca hambre, aunque ultimamente estoy intentando enmendarme y si consigo levantarme con suficiente tiempo he descubierto lo bien que sienta un huevo a la plancha y unas buenas tostadas ;)

Marona dijo...

Ahá... así que este es el "desayuno con kriptonita" del que hablaba Ibán en su comentario... Yo hoy he desayunado algo parecido: yogur de oveja, compota de ruibarbo y fresas y semillas variadas por encima. A mí, como me encanta dormir, incluso me lo preparo por la noche, lo guardo en la nevera y por la mañana solo tengo que darle a la cuchara jejejeje...
Besos energéticos y supermineralizados.

sumire dijo...

Bueno, ante todo que aproveche!. Yo por las mañanas tengo hambre, a veces incluso mucha hambre.

Hay que decir que yo desayuno mi zumo, cafe y tostadas aunque luego tenga que volar hasta el metro.

En cuanto al mega todo en uno, para mi tendria que hacer unos cuantos ajustes a ese desayuno.

Demasiada fibra pa mi cuerpo serrano...

Arantza dijo...

Nota para las dormilonas/es (como yo): esta mezcla puede hacerse perfectamente la noche anterior, es lo que hago yo siempre. JAMÁS sería capaz de tener toda esa habilidad psicomotriz que requiere el manejo de la batidora y del cuchillo de pelar recién levantada. Oh, no.

Ana dijo...

Has estado graciosísima con lo de los camiones. Este desayuno o similar suelo hacerlo normalmente porque hace tiempo me dieron a conocer un desayuno con kéfir acompañado de frutos secos, lino, sésamo, avena, miel etc. No hace mucho me hablaron de la crema Budwig cuyo nombre hace honor al médico que la inventó o descubrió que era un anticancerígeno potente, creo que esto lo sabrás. Hay quien dice que se mezcla con un yogur pero realmente tengo entendido que la verdadera crema se hace con aceite de lino o linaza y requesón. Después ya puedes añadir plátano, cereales crudos recién molidos etc. Bueno, ha sido un placer leerte.
Un abrazo.
Ana

Si no te importa te añado a mi blogroll para seguirte de cerca.

Ana dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ana dijo...

La mezcla de aceite de lino o linaza con yogur o requesón junto con los demás ingredientes se debe consumir antes de 20 minutos. Tened esto en cuenta y no lo prepareis la noche anterior :D

Arantza dijo...

Ana: claaaro, mujer, lo mejor para esta receta y para muchas otras, es comerla recién hecha. Pero es que mi estado al despertarme es muy peculiar.Y como yo no practico la ortodoxia en prácticamente nada en la vida, pues me digo que más vale comer esto, hecho del día anterior, que sacudirme un doughnut en el Tim hortons. Por cierto, qué bien la referencia al inventor de este "mejunje mañanero" ;-), porque aquí nadie se pone de acuerdo sobre la forma de escribir su nombre (he visto recetas de "crème Budwig, Budwick, Budwik"...). Bienvenida y hasta la próxima.

Ana dijo...

http://www.canvicartagena.org/index.php?option=com_content&task=view&id=35&Itemid=1

ES LA INFORMACION QUE TENGO ACERCA DE LA CREMA BUDWIG. ME GUSTA TU BLOG. ME GUSTAIS LA GENTE DEL NORTE. TIENES CHISPA!!!. Y ME ENCANTA COMO ESCRIBES, LA POCA ORTODOXIA QUE PONES AL RELATAR LAS COSAS, JAJAJAJ
UN ABRAZO.
ANA

Arantza dijo...

Ana: Gracias mil por la información. Y por los piropos, que siempre sientan bien y ahorran muchas consultas de psicólogo. Y en cuanto a lo de los nativos del norte, vamos que si yo me quiero ir más al norte, ya sólo me queda mudarme a Groenlandia. Es una idea, me han dicho que hay buen bacalao...

Bea dijo...

Hola Arantza!!1 Felicidades por tu desayuno de superhéroe.... jolín con esto no te da hambre hasta la noche... por lo menos!!!

Mañana , si puedes pásae por el blog de desayunos para ver todos los que han participado. Un besazo. Bea

Arantza dijo...

Bea: gracias por el aviso, estoy impaciente por ver todos esos banquetes mañaneros que has conseguido reunir.

Margot dijo...

Estupendo tu desayuno.
El huevo me ha encantado.
Creo que nunca me he comido uno asi.
Que pases un feliz día.
Beso
Margot

Arantza dijo...

Margot : antes que nada, bienvenida y gracias por el comentario. He visto por ahí que eres vegetariana, para tu información,esta crema es un clásico para los vegetarianos de por aquí. Y ya que estamos, entre nosotras, cuéntame: ¿cómo lo haces para salir tan mona en la foto? Porque yo he tenido que poner un alce como sustituto, tenía un cutis mucho mejor que el mío.

Ana dijo...

No me seas irónica chicarrona, me refiero a la gente del Norte de España o de dónde eres tú?, a ver si es que yo me he rayado!!!.
Tiene que ser fantástico el lugar donde vives, no me digas que no, lo encuentro maravilloso.
Sigue adelante con esa tesina y te esperamos por aquí con los brazos abiertos.
Un abrazo.
Ana

Arantza dijo...

Ana, mujer, que no es ironía, sólo un poco de sorna. Soy oriunda de Bilbao, bueno, no de Bilbao exactamente, pero ya sabes que los Bilbao somos de donde nos da la gana :-). Y ahora vivo en Quebec, que está en las afueras de Bilbao.

ata dijo...

Es de Santurce, pero le da verguenza (como es lógico) reconocerlo

Ana dijo...

Es del Norte, es maja, es inteligente, se le lee inteligente y me gusta como escribe Ata, no hago más que volver porque me gusta lo que ella llama sorna, estoy harta de los cumplidos y me gusta la gente que discrepa, que tiene coraje, no se si me explico.
Abracitos desde Valencia.
Ana

Arantza dijo...

Ata, tío, que me jorobas todo este halo de misterio del que me he rodeado...
Ana: si me echas más flores me va a abandonar el desodorante, del sofocón... gracias, gracias, tampoco creas que soy tan "discrepante", con el tiempo se me ha pasado bastante el ramalazo peleón. Y tampoco escribo este blog con ánimo de tirarme de los pelos, que esto se supone que es una actividad relajante. En fin, que sigue leyendo hasta que te aburra. Un saludazo.

Caminarsingluten dijo...

Buen desayuno, y además como dicen "un buen mejunje mañanero" o "desayuno con kriptoníta", aunque para nosotros es un "desayuno venenoso", no deja de ser estupendo y muy pero que muy saludable.

Saludos,

Ana y Víctor.